El pasado martes 27 de septiembre llegaba a Sevilla el “Europe Under Attack Tour” de Destruction, compuesto por los titulares y tres bandas más sin ningún desperdicio. Os lo contamos.

Las puertas de la sala Custom abrían a las 18:30, todavía algo temprano para muchos de los asistentes que se incorporarían más tarde a la velada. Tras acceder a la sala y observar el extenso puesto de merchandishing, sin duda una de las formas más eficientes de rentabilizar un evento de esta categoría, tomábamos posiciones para presenciar la primera descarga de la tarde.

Se trataba de las brasileñas Nervosa, que presentaban en Sevilla su segundo trabajo, “Agony”.

Nervosa - Alex Márquez Photo

Nervosa – Alex Márquez Photo

Volvían a España sin Pitchu Ferraz (batería), que abandonó la formación durante el verano y que ha sido sustituida por Samantha Landa. La nueva baterista no parecía haber tenido mucho tiempo para hacerse con los temas de la banda, algo que se notó pero que no empañó para nada una brillante actuación, corta pero intensa.

Abrieron con “Hypocrisy” y los primeros pogos de la tarde llegaban con “Arrogance”, ambos incluidos en “Agony”, que predominaría en el setlist de la banda.

Nervosa - Alex Márquez Photo

Nervosa – Alex Márquez Photo

Tan solo incluyeron de su otro disco “Death!” y “Into Moshpit”, con la que terminaron su actuación ente moshpits, no sin antes regalarnos temas cañeros como “Intolerance Means War”. Muy buen sabor de boca el que nos deja el trío brasileño.

La siguiente banda era Enforcer, que desde Suecia nos traía una buena ración de heavy metal macarra con un sonido muy clásico.

Enforcer - Alex Márquez Photo

Enforcer – Alex Márquez Photo

Venían a España sin uno de sus guitarras habituales, sustituido por Jonte de Lethal Steel que estuvo muy a la altura de las circunstancias. Les tocaba defender su último trabajo “From Beyond”, del que interpretaron cinco temas.

Abrieron fuego con “Destroyer” seguido de “Undiying Evil” y “From Beyond”, todos ellos coreados por el público, instigados por su carismático frontman Olof Wikstrand que no paró de hacer poses y de interactuar con los allí presentes.

Enforcer - Alex Márquez Photo

Enforcer – Alex Márquez Photo

Se sucedieron los temas de manera alterna; así podíamos escuchar cortes ya conocidos de sus anteriores discos, como “Mesmerized By Fire” o “Midnight Vice” mezclados con algunos de “From Beyond” como “Below The Slumber” o “Hell Will Follow”. Sin duda una de las mejores actuaciones de la noche.

Tras esta llegaba uno de los platos fuertes, los norteamericanos Flotsam And Jetsam, quienes no se dejan caer mucho por nuestro país y que venían presentando nuevo trabajo tras cuatro años.

Flotsam and Jetsam - Alex Márquez Photo

Flotsam and Jetsam – Alex Márquez Photo

Además estrenaban formación amparada por los clásicos Eric Knutson, encargado de las voces y Michael Gilbert en la guitarra que retomaban a Michael Spencer al bajo y fichaban al batería de Shadows Fall, Jason Bittner y al guitarrista  Steve Conley.

Aunque no hubo mucho feeling en su actuación -Gilbert parecía estar en un funeral más que en un concierto de metal- sí que consiguieron llegar a la audiencia alternando clásicos con temas nuevos.

Flotsam and Jetsam - Alex Márquez Photo

Flotsam and Jetsam – Alex Márquez Photo

Cayeron temas más antiguos como “Dreams of Death” o “Hammerhead” o el consabido “No Place For Disgrace” que cerraba el concierto, intercalados son “Seventh Seal”, tema que abre el disco y que abrió el concierto. También “Monkey Wench” o “Life Is a Mess”, presentada esta última como una alegoría a esos malos momentos que tenemos todos cuando se nos juntan varios problemas. Además en Sevilla interpretaron “Smoked Out” de su disco “Drift”, tema que no habían interpretado en sus anteriores citas.

Un concierto que hizo las delicias de los fans más antiguos de la banda y que preparaba el terreno para los cabezas de cartel, Destruction.

Destruction - Alex Márquez Photo

Destruction – Alex Márquez Photo

En este momento me gustaría hacer una reflexión sobre la iluminación en este tipo de eventos, porque a este que os escribe no le entra en la cabeza cómo puede la banda cabeza de cartel ser la peor iluminada (con diferencia) de las cuatro. Señores de Destruction, las luces frontales rojas (o inexistentes) entorpecen sensiblemente la labor de los fotógrafos y empañan un show que no necesitaba tantos “colorines”. Alguien debería hacer un estudio sobre las luces rojas y las bandas de thrash, black o death metal por que es una relación casi enfermiza en algunas ocasiones.

Destruction - Alex Márquez Photo

Destruction – Alex Márquez Photo

En el escenario habían instalado tres micrófonos con pies forjados adornados con una calavera que permitirían a Schmier poder cantar en cada esquina del escenario. El trío germano presentaba “Under Attack”, su último trabajo del que sonarían cinco temas: el propio “Under Attack” con el que abrían el concierto, “Pathogenic”, “Dethroned”, “Thrash Attack” y “Second To None”, con la que atacaban a los “haters” que pueblan Internet. No faltaron clásicos como “Curse The Gods” o “Nailed To The Cross” para terminar con “Bestial Invasion”, todo ello sin pausas, thrash sin miramientos durante algo más de una hora.

Una gira que ha hecho estragos en Sevilla y que quedará en la memoria de los casi 300 asistentes durante un largo tiempo.