Se acaba el año y va tocando hacer balance, pero antes de eso nos permitimos el lujo de asistir al concierto de Amigoz en Sevilla, junto a tres bandas más. Os lo contamos.

Desde hace un tiempo se ha venido consolidando una nueva banda en el panorama musical español. No es una banda cualquiera ya que se nutre en su mayoría de músicos que han pasado en algún momento de su carrera por las filas de Mägo de Oz, músicos que son amigos desde hace años y que han querido plasmar su buen hacer creando Amigoz. Han grabado un disco y han salido de gira a promocionarlo.

El pasado día 16 les tocaba parar en Sevilla y para ello confeccionaron un cartel con tres bandas invitadas: Alky Cookin’ Distillery, banda local, Left4Ever desde Madrid y los ya bastante conocidos por estos lares Pinball Wizard, también jugando en casa.

Pinball Wizard - Alex Márquez Photo

Pinball Wizard – Alex Márquez Photo

La realidad es que la celebración de este evento ha sido un fracaso, no vamos a andarnos con paños calientes, y digo fracaso a juzgar por la asistencia registrada, luego ya las apreciaciones personales de cada uno son lógicamente cuestiones subjetivas. La elección de la sala, que es la más grande y por consiguiente cara de Sevilla, vino dada por la cantidad de músicos que iban a estar en escena en el show de Amigoz (la banda se compone de nueve músicos aunque estuvieron solo ocho).

Hay que decir que el cartel tampoco era de los más llamativos que se han visto en los últimos meses. No se trata de desmerecer a ninguna de las bandas que se subieron al escenario el pasado sábado, simplemente de recalcar que los promotores hicieron una apuesta a la baja con todas las consecuencias que eso conlleva. Había también una serie de factores “ambientales” que hay que nombrar como son las fechas en las que nos encontramos, en las que la gente se ve en la obligación de hacer muchos gastos y por ende debe prescindir de algunos caprichos. Además la totalidad de la propuesta se centraba en rock y heavy, géneros que están a día de hoy muy de capa caída con respecto a otros que tienen más facilidad para llenar salas.

Alkin Cookin' Distillery - Alex Márquez Photo

Alkin Cookin’ Distillery – Alex Márquez Photo

Todos estos factores no empañaron de manera alguna la labor de cada una de las cuatro bandas ni su espectáculo, del cual pudimos disfrutar de una mejor manera si cabe, dada la comodidad y la facilidad de movimiento en la sala.

Dicho esto toca pasar al relato de los hechos.

Alkin Cookin' Distillery - Alex Márquez Photo

Alkin Cookin’ Distillery – Alex Márquez Photo

La primera banda en actuar era Alky Cookin’ Distillery, nueva apuesta en clave de blues de alguna cara conocida del mundillo metalero andaluz, como Josemi Cassani (miembro de Gaelbah). Practican un blues sencillo con un toque sureño y sucio que no sonaba nada mal. De su actuación cabe destacar que todos los temas interpretados son versiones de artistas como ZZTop, Stevie Ray Vaughan o la versión de “House Of The Rising Sun”, popularizada por The Animals que sonó perfecta.

Left4Ever - Alex Márquez Photo

Left4Ever – Alex Márquez Photo

Los siguientes en subirse al escenario fueron los madrileños Left4Ever que venían presentando su EP “Miedo”, una formación de heavy rock con cantante femenina que, con una puesta en escena sencilla consigue hacer un buen show, quizás un poco plano, pero convincente. Cabe destacar la voz de Luna, potente y en algunos puntos rasgada. También hay que decir que fueron los que más se alejaban del estilo predominante del evento y que quizás pecaron un poco de “duros”.

Left4Ever - Alex Márquez Photo

Left4Ever – Alex Márquez Photo

Los cabezas de cartel eran Amigoz que, como hemos dicho antes es una banda que se compone en su mayoría de ex miembros de Mägo de Oz o de músicos que por alguna razón han pasado fugazmente por la banda madrileña. Los miembros más populares son Salva Garcia, bajo hasta 2002, Fernando Ponce de León, flauta hasta 2010 y Sergio Cisneros “Kiskilla”, teclista hasta 2012 -estos dos últimos también militan en las filas de Uróboros (banda de Jose Andrea)-. También destacan entre los miembros Juanma Lobón, primer cantante de Mägo, irreconocible después de su drástica perdida de peso y Joaquin Arellano “El Niño” que sustituyó a Txus a la batería en alguna ocasión y que formó parte también de Saratoga en sus inicios. Lo cierto es que Kiskilla no puso asistir aquejado de algunos problemas respiratorios de manera que en vez de nueve solo estaban ocho en el escenario.

Amigoz - Alex Márquez Photo

Amigoz – Alex Márquez Photo

La verdad es que cuando la banda se puso en marcha no pude evitar retrotraerte al primer disco de Mägo, porque básicamente suena igual, más blues que otra cosa y letras ingeniosas. Lo lógico seria pensar que iban a centrar su setlist exclusivamente en temas propios, dada la reputación del líder de Mägo y las duras palabras que ha tenido recientemente hacia Salva, pero cual sería nuestra sorpresa que hasta tres temas de Mägo de Oz sonaron aquella noche en Sevilla. Estos serian “Molinos de Viento”, “El Que Quiera Entender Que Entienda” y una extrañísima versión de “El Lago” que bajo mi punto de vista desmerece bastante a ese fantástico tema. Juanma no llega a los registros de José Andrëa, eso es evidente, pero se defiende bien.

Amigoz - Alex Márquez Photo

Amigoz – Alex Márquez Photo

Hasta un total de 15 temas, todos los demás fueron de cosecha propia destacando “Soy Lo Que Buscas Para Ti”, “El Silencio De Los Muertos” o “Nadie Entiende”, un tema que homenajea a la mujer y que condena duramente una de las lacras de nuestra sociedad, la violencia de género.

En general fue un concierto correcto, con músicos entregados a pesar del casi inexistente público y con gran solvencia.

Amigoz - Alex Márquez Photo

Amigoz – Alex Márquez Photo

Los encargados de cerrar la noche fueron los sevillanos Pinball Wizard, una de las mayores apuestas rockeras con las que cuenta la ciudad y que tenían más de un fan en la sala. Presentaban por enésima vez en Sevilla su último trabajo Shout It Out and Break the Sound”.  Lo interpretaron casi al completo a excepción de un tema, “Gimme Some Love”, que sustituyeron acertadamente por un cover de “Enter Sandman” de Metallica eso sí, llevado a su terreno.

Pinball Wizard - Alex Márquez Photo

Pinball Wizard – Alex Márquez Photo

Después de tres conciertos más tranquilos, el show de Pinball Wizard era una inyección de adrenalina, como si ellos fueran los cabezas de cartel y no los que se acababan de bajar del escenario. Destacaron temas como por ejemplo “Crazy For Me”, en el que Memphis nos invitaba a colaborar con el estribillo o la macarra “Hot Dust” con la que cerraron el concierto. Sin duda una banda que llegará lejos y que no debéis perderos en sus próximas presentaciones en directo.